lunes, 3 de octubre de 2022

Bizcocho de calabacín y manzana


Ha pasado mucho tiempo desde la última vez que me pasé por aquí a publicar una receta y la verdad,  entre el cambio de diseño de blogger y que yo no me acordaba de su funcionamiento me ha costado bastante redactar esta entrada. Pero eso no quita que mi vuelta esté llena de ilusión y también nervios y que me sienta casi igual que la primera vez que le di al botón de publicar allá por septiembre del 2012.
La receta de hoy es un jugoso y delicado bizcocho de calabacín y manzana con una cobertura de queso cremoso que por su aroma y sabor es ideal para estos primeros días de otoño.





Las recetas que llevan entre sus ingredientes calabacín o calabaza me resultan muy atractivas y normalmente en cuanto veo alguna no puedo resistirme a hornearla. La jugosidad que les aporta a un bizcocho, ya que sabor no les da, es un plus a la que le aporta en este caso, la melaza que es lo que endulza a la receta de hoy.

La receta es de un libro llamado "Love bake nourish" que me encanta por sus recetas y por el aire romántico que desprenden sus fotos.  Puedes usar miel, melaza o sirope de arce o ágave. A mi encanta la melaza y la suelo usar en bastantes recetas. La harina en esta ocasión es de espelta e integral pero puedes optar por otra si te gusta más.


Receta de bizcocho de calabacín y manzana
Ingredientes para un molde de 20 cm.
  • 200 g. de calabacín rallado y bien escurrido
  • 50 g. manzana
  • 2 huevos L
  • 125 ml. de aceite de oliva suave
  • 225 g de harina integral de espelta
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de cardamomo (opcional)
  • 150 ml. de melaza o miel
  • 1 pizca de sal

Para la cobertura
  • 200 g. de queso cremoso
  • 100 g de sirope de ágave o sirope de arce
  • ralladura de 1 limón
  • zumo de medio limón
  • nueces para decorar


Preparación
  1. Precalentamos el horno a 180º y engrasamos o forramos con papel de hornear un molde de unos 20 cm.
  2. Rallamos el calabacín y la manzana y los escurrimos. Reservamos.
  3. Separamos las yemas de las claras.
  4. Batimos con batidora de varillas las yemas con el aceite hasta que quede cremoso.
  5. Añadimos la miel o melaza y batimos un poco hasta integrar.
  6. Añadimos la harina, bicarbonato, levadura, cardamomo, sal, manzana y calabacín e integramos bien con una espátula.
  7. En un bol aparte montamos las claras que añadiremos a la mezcla anterior con una espátula y con movimientos envolventes.
  8. Vertemos la mezcla en el molde y horneamos unos 40 minutos a 180º o hasta que al pinchar con un palillo salga limpio y seco. Dejamos enfriar sobre una rejilla antes de desmoldar
  9. Para preparar la cobertura de queso cremoso batimos el queso con el sirope, zumo y ralladura del limón. 
  10. Ponemos sobre el bizcocho y decoramos con nueces


Una de las cosas que han cambiado en todo este tiempo ausente es que antes regalaba o congelaba gran parte de lo que horneaba. Ahora tengo a dos peques deseando que termine de hacerle fotos a mis recetas para zampárselas. Y yo tan contenta!




Pues hasta aquí la receta de hoy. En el recetario tienes otro bizcocho de calabacín que es una de las recetas que más repito de todas las que suelo preparar.
Nos vemos pronto por aquí!
Yaiza

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por dejar tu comentario

Blogging tips